Cubrir nuestras necesidades

Posteriormente ayudará mucho hacer una lista de todas nuestras necesidades tanto de almacenamiento como de trabajo, tomando en cuenta la cantidad de personas que estarían en ella durante las horas de mayor movimiento. Esto nos permitirá transmitir al especialista nuestros requerimientos para que a su vez nos presente un proyecto de acuerdo a ellos.

Seleccionar los equipos (horno, parrilla o estufa, lava-vajillas, refrigeradores, cavas, tarjas, etc.) es importante y así el proyecto incluirá todo lo que nos es necesario. Para resolver este tema, lo más adecuado es acercarse a su proveedor y pedirle información sobre la calidad y el desempeño de los equipos.